miércoles, 25 de febrero de 2009

Regresa la Copa de Europa


Las dos últimas jornadas de Liga han disparado el estado de ánimo de los jugadores y aficionados blancos. Después de casi seis meses de decepción general y a la deriva de la ilusión culé, ahora son los madridistas quienes llevan la voz cantante. Las opciones de ganar el título liguero aumentan. Si antes era difícil -nunca imposible-, ahora es factible. Pero ahora no toca comentar la liga. Regresa el Zahir madridista -quintadelbuitre.blogspot dixit-. Se nos presenta nuesta competición. De la Liga ya hablaremos otro día. Hoy, miércoles, nos toca un equipo que nada tiene que ver con el Betis, el Sporting o el Racig: es el gran Liverpool de Rafa Benítez.

El Liverpool, sin duda alguna, es uno de los grandes equipos del presente. Difíciles de derrotar, presentan una organización táctica impecable. Sus jugadores destacan en virtudes en peligro de extinción hoy día: son infatigables y perseverantes; son orgullosos y ganadores, siempre alientados y llevados en volandas por su magnífica afición. El liverpool es un equipo con todas sus letras, tal vez falto de un jugador desequilibrante, un punto de alta calidad para apuntillar, pero compensado por el entrenador. Sí, por encima de los Gerards, Torres o el equipo en sí está el entrenador. Su verdadera estrella. Si el Manchester es del portugués Ronaldo, si el Barça es del astro Messi; el Liverpool es de Rafa Benítez. Un tipo serio, tenaz y brillante. No hay nada más efectivo ante un físico pundoroso o un talento desorbitante que un tío listo: la inteligencia puede con todo. A ello se le suma la experiencia de sus jugadores en competiciones europeas. Este mismo bloque sabe jugar finales y, más aún, ganarlas. Una ventaja que, por otra parte y con sus lógicas excepciones en determinados jugadores, carece en su totalidad el Real Madrid.

Sin embargo, esto sólo significa que la victoria del Madrid tendrá más mérito. Hay respeto y consideración hacia el rival. Pero no hay pesimismo ni miedo. Nada más. El Madrid, por lo que ha sido y sigue representando, jamás concibe en su diccionario la palabra derrota. Nunca debe salir a un campo temeroso o asustado. Sí sabedor de un partido complicado y duro, consciente de un tarea ardua que realizar. Pero los imposibles no existen aquí. Su gloriosa historia se lo recuerda constantemente. Dicho esto; al igual que el Liverpol, el Real Madrid también tiene argumentos futbolísticos de sobra para pasar la eliminatoria. El trabajo de Juande ha dado sus frutos. La defensa del Madrid, aunque dotada de menos fuerza táctica, es superior a la del Liverpool y los mediocentros blancos están preparados para resistir la embestidas del fuerte centro del campo inglés -su gran baza-; hay calidad y desequilibrio arriba con Higuaín y Robben, y Raúl, hasta hace poco mi única duda, está en forma. El estado de ánimo de los jugadores está en alza y, cómo no, llevan la camiseta del Real Madrid. La victoria blanca es obligada.

La temporada 08/09 para el Real Madrid ha sido un fracaso, tanto institucionalmente como deportivamente. No obstante, si el primero no tiene más remedio que lo que digan las próximas elecciones, el segundo todavía tiene solución. El objetivo principal y casi único del Madrid a comienzos de temporada es la Copa de Europa, es decir, a un club como el Real le corresponden las exigencias más altas. Por ello, el Madrid siempre debe ganar esta competición o, en su defecto, aspirar hasta el final. Es su inevitable sino y que, a su vez, es el orgullo de sus aficionados. Ahora es el momento de la verdad. Ha llegado nuestro día D. Así pues, la posible eliminación será contemplada como un fracaso. No hay excusas. ¿Yes, we can? ¿Podemos? No. Debemos.

2 comentarios:

DRJ dijo...

El Madrid este año no puede aspirar a Champions. No está preparado, ni tiene equipo para ello.

Una cosa es que este equipo nos de para ganarle al Sporting y al Betis, y otra muy distinta que sea suficiente para ganar a los primeros espadas europeos.

Un saludo!

Francisco Marquez dijo...

CHORREA CHORREA (con musica de Chikilicuatre). Buenisimo lo del presidente Boluda, alias "el engominado". Vamos a ganar 3 a 0 y en Liverpool les chorrearemos.

El Madrid solo gana a equipos pequeños pero cuando juega con el Barça o el Liverpool demuestra que está 2 pasos por detrás. Ahora no sé que dirá el Marca o el As para vender más periodicos.

Un saludo,
Francisco Marquez